Imprimir

Comunicado nº 9 de la Conferencia Internacional

1 DE MAYO :

¡CON LA CONCIENCIA PROLETARIA,

LA INDEPENDENCIA DE CLASE!

¡CON LA INDEPENDENCIA DE CLASE,

LA REVOLUCIÓN SOCIALISTA!

      

       En este Primero de Mayo, la CONFERENCIA INTERNACIONAL, formada por las organizaciones AGORA GALIZA–UNIDADE POPULAR, NACIÓN ANDALUZA y HERRITAR BATASUNA, quiere comunicar a las Clases Obreras de nuestras respectivas Naciones y al Proletariado Internacional lo siguiente:

 

1.- Estamos en medio de una crisis global del Capitalismo Imperialista, que la pandemia del coronavirus no ha hecho más que agudizar y radicalizar. Podemos designar esta fase de decadencia del sistema como Capitalismo Agónico, en el sentido de que ha llegado a su fase terminal, como ya analizó Lenin a principios del siglo pasado, y al mismo tiempo, está luchando a vida o muerte por su supervivencia como modo de producción basado en la extracción de plusvalía de la Clase Obrera y la acumulación de Capital. Sólo la lucha de clases determinará si esta larga agonía se prolongará durante siglos, arrastrando a la Humanidad hacia una Nueva Edad Media, o incluso hasta la extinción como especie, o al contrario, desembocará en la Revolución Socialista Mundial, que inicie la transición hacia el Modo de Producción Comunista. Esta es la realidad de la dura situación actual.

 

2.- La Clase Obrera a nivel mundial se encuentra a la defensiva frente a la ofensiva de la Oligarquía Global. Es necesario recuperar la conciencia de clase, proletaria y revolucionaria. Sin esa reconstrucción, el Proletariado estará siempre a la merced de las maniobras oportunistas, electoralistas y reformistas de los políticos y sindicalistas burócratas  profesionales, especialmente los socialdemócratas de todas las tendencias, desde de los socioliberales hasta la extrema izquierda.

 

3.- Hay otra consecuencia más tenebrosa de la falta de conciencia de clase del Proletariado: que sectores obreros y populares, ante la falta de alternativa revolucionaria, terminen apoyando a los diferentes fascismos y supremacismos que están surgiendo como consecuencia de la crisis. Recordamos que el fascismo es una consecuencia de la lucha de clases entre la Burguesía y el Proletariado, y es la respuesta terrorista de la oligarquía para quebrar la resistencia de la Clase Obrera. La única forma de vencer al Fascismo es la Revolución Socialista. No hay otra.

 

4.- Para lograr la victoria de la Revolución Socialista, el Proletariado debe construir progresivamente su independencia de clase. Sólo esta independencia puede garantizar que la dirección del proceso revolucionario esté en manos de la Clase Obrera, y que no pase a las manos de las diferentes pequeñas burguesías que aspiran a paralizar la transición socialista al Modo de Producción Comunista, deteniendo el avance del Proletariado hacia la sociedad sin clases, y estableciendo el Capitalismo de Estado, o volviendo al Capitalismo Liberal clásico. Ésta ha sido la amarga experiencia de la Revoluciones Socialistas que triunfaron  a lo largo del siglo XX.

 

5.- En lo que respecta al marco de lucha específico de las organizaciones revolucionarias que conformamos la CONFERENCIA INTERNACIONAL, que es fundamentalmente, pero no exclusivamente, el territorio del denominado Reino de España, nos comprometemos antes nuestras respectivas Clases Obreras ha fortalecer por todos los medios la conciencia e independencia de clase, cosa que sólo se consigue mediante la PRAXIS revolucionaria. Es decir, el estudio de la Teoría Revolucionaria Científica para llevarlo a la práctica de la lucha de clases, y la reflexión teórica sobre los resultados de esa práctica revolucionaria, para mejorar la teoría que a su vez enriquecerá la práctica. Todo esto en una espiral ascendente dialéctica que asegure el enfrentamiento a todos los niveles con la Burguesía hasta la toma del Poder por la Clase Obrera, y más allá, hasta el establecimiento del Modo de Producción Comunista, una sociedad liberada, asociación libre de productores, sin clases sociales, Estado, ni Patriarcado.

 

        La crisis general de la Monarquía neofranquista borbónica española es evidente. Pero esta situación no desemboca en la destrucción revolucionaria de este Estado Burgués, sino en el avance del fascismo en todas sus versiones y matices. Es precisamente la hegemonía de las diferentes socialdemocracias, centrales y periféricas, españolistas y autonomistas, (PSOE, Unidas Podemos, ERC, EHBildu, BNG, UGT, CCOO...) la que está impidiendo el surgimiento de la conciencia de clase del proletariado de las diferentes naciones que conforman el así llamado Reino de España. 

 

        La línea política del las organizaciones que conformamos la Conferencia Internacional se basa en conquistar, por medio de Revoluciones Socialistas profundamente coordinadas entre ellas, la Independencia de nuestras respectivas naciones oprimidas, de tal forma que las Repúblicas Socialistas que emerjan de esas victorias del Proletariado Revolucionario puedan encontrar una fórmula adecuada que garantice la máxima unidad y solidaridad de la Clase Obrera Mundial y, al mismo tiempo, asegure el máximo respeto y apoyo a las diferentes y plurales identidades nacionales que existen en su seno. La forma política concreta que adoptará este internacionalismo proletario entre Repúblicas Socialistas soberanas e independientes vendrá dado por el resultado de la propia lucha de clases.

 

        El presente es de lucha, el futuro es nuestro! Viva la Clase Obrera!

Viva el Proletariado Revolucionario! Viva la Revolución Socialista Mundial!

Imprimir